Educar para vivir, educar para convivir.

Archivos por fecha

Actualmente estás viendo todos los mensajes publicados en el mes: agosto 2013

La palabra “pre-pago” en Colombia está muy desprestigiada porque está asociada a la prostitución ejercida por mujeres jóvenes, universitarias, que cobran por una noche, altas sumas de dinero y por adelantado. Por eso, cuando María Consuelo nos contó que en su barrio Santo Domingo Savio, en Medellín, funcionaba la energía pre-pago, nos sorprendió. Ella es una mujer  que tiene un puesto ambulante, a pocos metros de la entrada al Parque Biblioteca España, donde vende desde sombreros, llaveros, collares pulseras, hasta recargas para teléfonos celulares y para la energía pre-pago.  Lo interesante de este servicio es que, ahora, cuando las personas no pueden pagar el consumo de luz y les suspenden el servicio, tienen la opción de hacer una recarga  por mínimo de tres mil pesos (1,20 €) y al digitar el pin que se les entrega en el contador de sus casas, automáticamente reactivan el servicio.

Anteriormente, no había opción. Sin el pago total de la deuda, la prestación del servicio era imposible. Este es un ejemplo de manejo de problemas y conflictos, una de las 10 Habilidades para la Vida, puesto en el ámbito social. Ya la pobreza, en muchos barrios de América Latina, es suficientemente extrema como para que la relación entre las organizaciones prestadoras de los servicios, el Estado y la comunidad, también lo sea.  Esto de la energía pre-pago propone una relación flexible, justa, en donde se procura que ninguna de las partes se perjudique.

Y como las Habilidades para la Vida son interdependientes, dar un manejo adecuado al problema de no tener el dinero para pagar la luz, es también disminuir los niveles de tensión y estrés de la población, por un lado y, por otro, aumentar la capacidad de las entidades públicas o privadas para conectar con las necesidades de las comunidades (empatía).

 Pocas ciudades se han transformado como lo hizo Medellín entre el 2004 y el 2011. El equipo de gobierno, luego de analizar críticamente el destino de los presupuestos, tomó las decisiones necesarias para lograr un objetivo: transformar la etiqueta de la criminalidad que caracterizaba a esta ciudad, en la etiqueta de la convivencia, las oportunidades, la educación  y la cultura. Esto fue lo que motivó recientemente que se le premiara como la ciudad más innovadora del mundo.

La innovación o creatividad de esta ciudad  son hijas de la claridad que se obtiene cuando somos capaces de pensarnos como personas ciudadanas con derechos, antes que como personas que tienen o no tienen el dinero para comprar servicios como la luz, el agua o el gas, o como la educación, la salud y el transporte. Este es sólo un ejemplo de la dimensión política de las Habilidades para la Vida, es decir, de la capacidad que tenemos para transformarnos en aquello que queremos ser, no sólo como personas, sino también como sociedades.

 Aquí podrá escuchar las palabras de María Consuelo que explican cómo  se recarga la energía en su puesto de venta y cómo la construcción del parque biblioteca España le dio luz a su barrio: dejó de ser el sector del miedo y se convirtió en uno de los lugares más visitados en Medellín por turistas de todo el mundo.


 

Cundinamarca publicada 2016

Este es un relato de gente grande que cada día enseña en salones pequeños. Son hombres y mujeres docentes de Cundinamarca, región colombiana, quienes desde Febrero de 2013 han sumado a su experiencia la formación en Habilidades para la Vida y hábitos saludables.

En 2012 las Secretarías de Salud y de Educación de la Gobernación de Cundinamarca, se propusieron trabajar juntas. Buscaron a PROINAPSA UIS, porque ellas sabían cómo lograr que estos dos sectores juntaran esfuerzos y multiplicaran resultados promoviendo la salud en la Escuela. E invitaron a “La Aventura de la Vida”, el programa internacional creado por Fundación EDEX, para que fuera la herramienta que pusiera en marcha el proceso dentro de las aulas.

En Marzo de 2013 convocaron a 129 docentes de 21 instituciones y 71 sedes. Estas personas asistieron a los talleres, a pesar de que algunas de ellas necesitaron de 2, 3, 5 y hasta 7 horas para llegar al sitio de encuentro. Una vez allí, escucharon la propuesta de trabajo, comprendieron de qué se trata la promoción de la salud, y se asomaron a “La Aventura de la Vida”. Enseguida comentaron entre ellas: “Es transversal, involucra todos los actores, favorece el trabajo en equipo”; “Estas historias son cercanas a la realidad de los niños”; “Cuando uno escucha o ve la historia se le empiezan a ocurrir formas para hacerlo en el aula”.

Impregnadas de buen ánimo, 21 instituciones educativas decidieron ser parte del proceso formativo liderado por PROINAPSA y se comprometieron a usar “La Aventura de la Vida” como herramienta de apoyo en sus Proyectos Educativos Institucionales y en sus planes de aula. A medida que fueron conociendo el programa y planificando, surgieron más comentarios en los pasillos: “Permite la transversalidad entre las áreas”. “Los estudiantes participan de manera activa a través del diálogo”; “Aporta a la construcción de ciudadanía”; “No me canso de escuchar las historias, son sencillas y divertidas”.

Cada institución educativa estudió el material, hizo su propio plan y decidió cómo incorporarlo a su trabajo. Se apostó por la autonomía como clave para enraizar el proceso: “Me gusta la propuesta que me hacen, que esto sea una guía y que yo con mi criterio como maestra pueda decidir cómo hacer las cosas, no es algo impuesto sino una propuesta para desarrollar las temáticas en la escuela”.

Desde Mayo el trabajo llegó a las aulas. Niñas y niños han ido conociendo los personajes de La Aventura de la Vida, escuchando sus historias, mirándose entre sí y empezando a contarse sus propias vivencias, a escuchar las del compañero de silla, las de la niña de adelante. Por su parte la gente docente ha estado disfrutando de poder enseñar de otra forma, más horizontal, juguetona, cercana y profunda.

Los espacios para conversar sobre la vida diaria se han ido instalando en algunas de las aulas de Cundinamarca, la oportunidad de reflexionar sobre la vida cotidiana se va afianzando y así, socializando, niñas, niños y docentes han iniciado un nuevo aprendizaje en Habilidades para la Vida y hábitos saludables. Cosas grandes las que aprenden en los pequeños municipios del centro de Colombia.

Sin embargo, la mejor parte está por venir. Como dicen en las series de televisión, “esta historia continuará”. Ya se ha iniciado una segunda fase del trabajo, proyectada a 2 meses y aspirando a fortalecer el trabajo en 15 municipios de 2 provincias, con 120 docentes de primaria y 105 de secundaria. Y la Gobernación de Cundinamarca ya trabaja en la posibilidad de proyectar el proceso a 10 meses más para llegar, además, a 3 provincias, y aumentar la cobertura a 16 instituciones educativas, 54 sedes, 66 docentes de secundaria y 110 de primaria.

  • Publicaciones Edex
  • eDucare
  • SocialDreamers
  • Los Nuevos Vecinos
  • Retomemos
  • EdexTV